domingo, 19 de mayo de 2013

Coaching: entrenando la diligencia

"...Y resulta claro como el día, que nunca han aprendido nada de mí, y que ellos mismos han hallado en sí y dado luz a muchas cosas bellas... "Sócrates

¿Qué es?

     Mucha gente me pregunta qué es en realidad el coaching, qué aporta a las organizaciones y las personas. En la mayoría de casos suelen apelar a la extendida expresión: "te ayuda a sacar lo mejor de ti mismo". Programas de televisión empiezan a utilizar la figura del coach, y hace que muchos se empiecen a preguntar que aporta con respecto a las figuras que ocupaban su lugar (entrenador, guía, etc), antes de que este concepto empezara a calar en nuestra sociedad. 

    Las personas funcionamos por proyectos, y por ello planificamos constantemente en todos los ámbitos de la vida. Una futura empresa es un proyecto, como lo es la pareja o una amistad. Todos ellos requieren esfuerzos a dirigir. El plan es un método para hacer, mientras que el proyecto es un propósito de hacer. Hay planes que no son proyectos y viceversa. El coaching interviene tanto en el plan como en el propósito, e intenta que exista una correspondencia entre ambos, una alineación. La trayectoria que vamos a seguir puede servirse de una estrategia descendente, en la que descomponemos un gran problema general en problemas parciales,ascendente, donde coordinamos planes inferiores bien estructurados para alcanzar una meta deseada.